La poesía tocó la puerta de ‘Letrados’ en UNICATÓLICA

Letrados UNICATÓLICA
  • Fecha: mayo 25, 2018

El pasado jueves 17 de mayo, a eso de las tres y media de la tarde, el sol canicular fue testigo de la visita a las instalaciones de UNICATÓLICA Campus Pance, de un par de mujeres dedicadas a las letras; Carmiña Navia Velasco y Adela Guerrero Collazos.

Con su caminar parsimonioso y una figura rolliza, Carmiña Navia es una poeta prolífica, con gran trayectoria en el mundo académico, tanto ensayista como docente universitaria. Su mirada es penetrante, adoquinada por esos ojos azules que le otorgan una imagen nórdica. Es como si auscultara cada instante de la vida a través de la crítica. Y aunque su tono de voz es afable, su figura es imponente, intimida.

Al cabo de unos minutos llegó Adela Guerrero de la mano de su esposo. Al encuentro con Navia comentó acerca de la congestión vehicular. A las dos se les nota cómo el paso de los años las ha atiborrado de sapiencia. Luego se dirigieron al auditorio. Se instalaron. Carmiña pidió agua. La secretaria de la Facultad de Teología, Filosofía y Humanidades se encargó del asunto, y al cabo de unos minutos una asistente apareció con una jarra llena y tres vasos de cristal.

Se dio una espera de quince minutos para darle la oportunidad al ingreso de más estudiantes, mientras se hicieron pruebas de sonido. Se inició con una breve presentación de las poetas. Se leyó el fragmento de una de las poesías de Adela publicada en el libro Cuando a mi puerta llegas: “Vibro/ como ola de azul cuando te escucho/ y en estelas de amor/ me anuncias tu visita…” La imagen de Guerrero irradia dulzura, acompañada de su voz aterciopelada. Cada una habló de sus filias y sus fobias. Carmiña abordó el tema de la religión en la escritura y defendió con vehemencia la imagen de María de Magdala. Posteriormente, manifestó que quien escribe es porque siente que no encaja en el mundo. Las dos coincidieron que su escritura ha pasado por un proceso que esboza los intereses del momento en que gestaron su obra. Adela se sintió conmovida al ver tanta gente joven interesada por escucharla y se arriesgó a declamar una poesía acerca de la máquina de coser.

Entre las referencias que reverberaron en el recinto se alcanzaron a escuchar nombres, como Jorge Luis Borges, César Vallejo, Sor Juana Inés de la Cruz, entre otros. Con ello, Navia invitó a los asistentes a que lean con devoción para constituir un conglomerado de información que no sea útil solo para quienes se sientan seducidos por la lírica, sino también por el texto académico. De hecho, recomendó iniciar con escribir constantes reseñas para desarrollar esa capacidad analítica. De igual manera, se habló de la literatura femenina como una postura crítica frente a la imposición patriarcal de la cultura machista que permea a Latinoamérica.

Al final se le abrió el micrófono a los asistentes para que le hicieran preguntas y comentarios a las invitadas quienes respondieron a cada una de las inquietudes de manera animada.

Mientras la tarde se despedía dándole la bienvenida a la noche, como un relevo de atletas, las dos poetas se retiraron del recinto cabalgando sobre la lengua, verlas juntas parecía la versión femenina de dos personajes de una obra cervantina.

Por Mauricio Nieto Aguado
Docente Departamento de Comunicación y Lenguaje

Ver registro fotográfico

Compartir:

Nuestras Sedes

Comunícate con nosotros:
+57 (2) 312 0038 / 555 2767

Sede Pance
Cra. 122 No. 12 – 459
Ext. 2102 – 2104 – 2106 – 0100

Sede Meléndez
Cra. 94 No. 4C – 04
Ext. 3112 – 3116 – 3118 – 4100

Sede Alfonso López
Cra. 7H Bis No. 76 – 25
Ext. 6122

Sede Centro
Cra. 5 No. 11-42
Ext. 3832

Sede Jamundí
Cll. 9 No. 10 – 06
Ext. 6210

Sede Compartir
Cra. 25A No. 89A-16
Ext. 6020

Sede Yumbo
Cra. 3 No. 5 – 50
Ext. 6126

close-link

Búsqueda

close-link
X