Para el pánico, una dosis de debate y solidaridad

Para el pánico, una dosis de debate y solidaridad
  • Fecha: marzo 30, 2020

Por: Jaime Aragón Quintero – Estudiante de Derecho, Pontificia Universidad Javeriana, entrenador de la Sociedad de Debate UNICATÓLICA (SODUC)

En el marco del Primer Torneo Relámpago de Debate UNICATÓLICA que realizó la Sociedad de Debate (SODUC), se tuvieron lugar diversas discusiones sobre asuntos atinentes a la realidad nacional e internacional, lo cual, inexorablemente puso como tema de debate la crisis de salud trasnacional causada por la propagación del COVID-19.

El debate estuvo nutrido por un consolidado circuito de debate caleño, contando así con la participación de las Sociedades de Debate de las Universidades San Buenaventura, Libre, Cooperativa, Javeriana e Icesi. Desde cada una de ellas, se escucharon diferentes opiniones sostenidas con los más sofisticados argumentos, destacando con preocupación un fenómeno común: el pánico colectivo.

Aprovechando las herramientas discursivas que se usan en los circuitos de estas sociedades, la caracterización del fenómeno y el análisis de los impactos son cruciales para la argumentación. Pero, ¿Qué quieren decir los debatientes con esas herramientas? ¿Simplemente hablar de forma técnica y sonar elocuente? Aunque así pareciese, no es así. Por una parte, caracterizar el fenómeno es elucubrar las características y dinámicas que este trae consigo; de ello fue extraído por los debatientes que, en tiempos de crisis, con causas complejas para el entendimiento del grueso de la población, la incomprensión genera pánico colectivo agravado por la desinformación.

Por otra parte, los impactos consisten en traer los beneficios o perjuicios causados por el fenómeno en análisis. De hecho, estos fueron desarrollados por los debatientes desde aristas sociales, económicas y políticas. En específico, se ha observado que la crisis pandémica ha generado impactos de gran envergadura, como el desamparo de las personas más vulnerables ante la pandemia, el desabasto de productos básicos, descoordinación de las autoridades locales, nacionales e internacionales, entre otros.

Los debatientes concluyeron en conjunto un mensaje preciso y pertinente para la histeria que circunda en la realidad colombiana. Hay ciertos asuntos probables y otros que devienen de esta problemática internacional. Es probable que algunos sectores de distintas nacionalidades se vean beneficiados por lo que ocurre, mientras otros cargan con grandes costos (más allá de la mera especulación sobre si fue planeado o no, propio de una reflexión conspirativa. Mas es cierto que la subestimación, la descoordinación y la irracionalidad proveniente del pánico colectivo, trae consigo catástrofes e impiden tener bajo control la propagación del virus.

Finalmente, lo mejor en tiempos de crisis es la calma, la adecuada información, pero ante todo, la solidaridad con nuestros familiares y vecinos. Al fin y al cabo, un ser humano intachable es quien hace un círculo y protege a las personas que están dentro: algunos lo dibujan alrededor de sus familiares, esas son buenas personas; otros agrandan el círculo para incluir a sus amigos, esas son personas formidables; no obstante, algunos pocos tienen dentro de su círculo a toda la sociedad, sin distinción de amigos y enemigos ni de raza, sexo o religión, esos son personajes para la eternidad.

Parece ser, que debate y café nos acercó a todos los partícipes un paso hacia lo eterno.

Compartir:

Agosto

23AbrDepende de la programación29OctJornada de Entrenamiento Prematrimonial(Depende de la programación) Organiza: Instituto para la Familia

Otras noticias

Iniciar chat
1
¿Necesitas ayuda?
Chat UNICATÓLICA
Hola
Te damos la bienvenida al chat en línea de MERCADEO UNICATÓLICA. Al continuar estarás aceptando que tu datos sean tratados de acuerdo a nuestra directriz de tratamiento de datos personales.
X